sábado, 20 de agosto de 2011

Foix

Que rápido pasan tres días cuando estás de vacaciones, el lunes teníamos que regresar pero teníamos claro que lo haríamos piano pianissimo.



Así que en vez de volver por la autopista, decidimos acercarnos a la ciudad de Foix y de ahí volver a España por el túnel de Puymorens.
Al ser festivo también en Francia, nos encontramos con una población bastante apagada, pero aún así nos decidimos por dejar el coche en la plaza de la iglesia y subir al castillo.



Después de una cuesta bastante pronunciada llegamos y nos acercamos a un grupo a la espera de la visita guiada.
Ésta se realizó solo en francés y con marcado acento del sur, pero pudimos entender la mayoría de las indicaciones del guía que resultó ser bastante interactivo, lo cual aligeró tantos datos históricos.


Después de merodear por el castillo un buen rato nos dirigimos al centro en busca de algún restaurante que dada la hora ( las 4 de la tarde) sabíamos que iba a ser tarea difícil nos dieran de comer.

Pero al final tuvimos suerte y pudimos disfrutar de un agradable menú, aunque el mister si lo conocía, yo hice el descubrimiento del kir. Una agradable bebida que nos ha puesto en jaque buscando crema de cassis por Barcelona.


Como curiosidad: salimos de Foix a 27º y en la cima del Puymorens estábamos a 14º.

1 comentario:

  1. Que pereza da volver, no quiero acordarme....Por cierto necesito precio y forma de pago de los jabones cuanto antes y sobre todo si hay posibilidad de q tengan la forma de algo relacionado con los viajes!!! Besicos

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...