lunes, 9 de julio de 2012

La delicadeza

Una de mis películas favoritas es Amelie, y ésta sin Audrey Tatou ya no hubiera sido lo mismo.
Pero por esto mismo no hay película de esta actriz que no me la recuerde aunque no tenga nada que ver con el argumento.
Su mirada, sus expresiones, sus silencios no son de Audrey, son de Amelie.

Así que si tenemos una película de amor, en la que la banda sonora es tan importante, los silencios hablan más que los diálogos tenemos como resultado un déja vu que no sorprende, sólo entretiene.


2 comentarios:

  1. Estuve a punto de verla ayer.
    Si sólo entretiene hice bien.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Me gustó...más el personaje de él que el de ella...he oído que el libro está muy bien, yo ya lo tengo en mi ebook para disfrutarlo en breve....
    Saludos!

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...