lunes, 28 de enero de 2013

Cerdanya

El fin de semana disfrutamos de los paisaje y la gastronomía de la Cerdaña Baja, llamada así desde


que este peculiar territorio quedó dividido en dos partes: la parte francesa y la parte española.


El territorio es ideal para los amantes de los deportes blancos, para los que gustan del senderismo y todo   lo que la naturaleza ofrece.


En nuestro caso nos dedicamos a conocer algunos de sus pueblos y por supuesto su capital: Puigcerdà.
Y como siempre me pasa, tengo la sensación que no he llegado a saborear más que una parte muy pequeña y que tengo que repetir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...